El hockey local sienta las bases del futuro


Alejandro Mangiaterra | Cruz del Sur

 

 Laura del Colle fue arquera de las Leonas, partícipe del seleccionado argentino de hockey sobre césped que fue medalla de plata en los Juegos Olímpicos de Londres 2012. Hoy, enseña, aprende, capacita y se capacita para que el prestigio que lograron las chicas albicelestes en el mundo se mantenga por mucho tiempo. Su participación no sólo se remite a la competencia, junto a Ayelén Stepnik, lleva adelante un programa social para fortificar el vínculo entre los chicos y el deporte.

 

 —¿Cómo te vinculaste con el programa de iniciación deportiva de Santa Fe, Jugamos al Hockey?

 

 —Hace tres años Ayelén Stepnik presentó un proyecto a la Provincia para realizar hockey social en toda Santa Fe y la Secretaría de Deportes, junto con el Ministerio de Educación y el de Desarrollo Social, pusieron en marcha la idea. Ayelén me llamó, me contó de que se trataba y le dije que sí, que tenía mucho para aportarle al proyecto.

 

 —¿En qué consiste y cómo se desarrolla?

 

 —El ministerio de educación le da las horas a los profesores de educación física para que enseñen hockey y la secretaría de deportes pone los elementos (palos, bochas, conos, etc) para que se puedan llevar a cabo los entrenamientos. Se dan dos veces por semana, a contra turno para que puedan ir todos los chicos, de manera gratuita. Estamos en 52 CEF (Centros de Educación Física) de toda la provincia y en cada uno hay una dupla pedagógica. Yo soy la encargada de capacitar a los profes y coordinamos la manera en la que creemos que hay que enseñar hockey.

 

 —¿Cuál es el objetivo del programa?

 

 —Tiene varios. Uno es brindarle la posibilidad de practicar un deporte, de forma gratuita, a chicos que no tienen la chance de ir a un club. Otro, es que tengan un espacio de contención social dónde puedan practicar un deporte y que no estén en la calle. Además, es una herramienta que sirve para detectar en los barrios que si hay chicos no escolarizados se los pueda ayudar en ese sentido. Después, hay otra pata; es la posibilidad de detectar talentos, aunque no es el objetivo prioritario. Nosotros abonamos la idea de que haya encuentros mensuales con clubes, más allá de los encuentros anuales con todos los CEF. Buscamos que se vinculen de alguna manera con los clubes y si así encuentran la manera de becar a algún chico o chica y sumarlo bienvenido sea. Hace más de diez años, Ayelén lanzó un proyecto a través de la asociación civil Más Hockey y hoy hay muchísimos chicos que empezaron a jugar en los playones de la Municipalidad y que pertenecen a  clubes como Universitario, GER, Provincia, Jockey Club, que los han becado y algunos hasta representaron a la ciudad en el seleccionado del Litoral.  Es claro que el objetivo no es detectar talento pero a veces la cadena te lleva a eso y no hay por qué dejarlo pasar.

 

 —Después de ser una Leona, ¿cómo te resulta la faceta de la enseñanza?

 

 —Me gusta mucho. Yo soy profesora de educación física desde 2004. Trabajo en el profesorado de Educación Física Immanuel Kant y en la Licenciatura de Actividad Física del IUGR (Instituto Universitario del Gran Rosario). Así que lo que hago en el proyecto es más o menos lo que vengo haciendo desde hace tiempo: enseñarle a futuros profesores. A su vez, desde el año 2011, soy entrenadora de la Panamericana de Hockey y, desde el 2015, soy entrenadora de la FIH (Federación Internacional de Hockey); doy cursos por todo el mundo: en febrero estuve en Berlín, hace un tiempo me tocó ir a Guatemala, Panamá y otros lugares. Así que enseñar hockey no sólo es mi pasión, también es mi trabajo. Hoy, además, en día me llamaron desde la Confederación Argentina, así que me pone muy contenta estar en un proyecto de capacitaciones, en la que vamos a trabajar con las 42 asociaciones de todo el país. A mí, me toca participar desde la sección de entrenadores de arqueros. Es un proyecto nacional que va a hacer crecer el hockey desde las bases.

 

 —¿Además, tenés tu propia escuela de arqueros?

 

 —Sí, tengo una escuela de arqueros acá en Rosario desde hace 12 años y lo que hago es entrenar y capacitar a chicos y chicas de la ciudad y de los alrededores. El año pasado estuve en un campus en Londres aprendiendo y enseñando a la vez. Cuando uno está en contacto con entrenadores aprende más de lo que enseña. El mes pasado me llamó Carlos Retegui, que es el head coach de los seleccionados sub 18 de Argentina para incorporarme como entrenadora de arqueros de los varones y las mujeres para prepararlos para los Juegos Olímpicos de la Juventud que arrancan en octubre en Buenos Aires. Así que es una posibilidad de devolverle al seleccionado todo lo que yo recibí de él.

 

 —Rosario siempre le dio al seleccionado muchos jugadores y jugadoras, hoy las Leonas no tienen representantes de nuestra ciudad. ¿Por qué dio así esta vez?

 

 —Siempre hubo grandes jugadores y jugadoras rosarinos: hoy Nicolás Acosta viene de ser campeón en los Odesur con el seleccionado y ya está formando parte de los Leones en mayores. Actualmente, hay dos chicos sub 18 en el seleccionado: Santiago Micaz, de Universitario, y Macarena Muller, arquera también de “Uni”. Tener dos representantes de acá entre las jóvenes promesas es muy bueno. A veces llegar a Leonas o Leones es un proceso largo y muy difícil de sostener. Rosario tiene muchos talentos, después si no son figuras en mayores parece que no hubiera talento pero es muy restringido el espacio. Acá hay mucho talento de los chicos y chicas que juegan este deporte y se vienen haciendo las cosas bien.

 

 —¿Es obligación irte a afuera para vivir del hockey?

 

 —El hockey en Argentina sigue siendo cien por ciento amateur. Hay algunos clubes en Buenos Aires que te pueden llegar a conseguir un alojamiento o algún trabajo por fuera, pero nadie te paga. Yo tuve la posibilidad de jugar en Italia en 2008 y la perspectiva cambia rotundamente. Acá no dimos ese paso. Los únicos que cobran algo son los jugadores del seleccionado, que perciben la beca del Enard pero equivale a un salario mínimo y además cuando dejás de estar en la lista de los seleccionados no lo cobrás más.

 

 —¿Crees que es necesario ese salto?

 

 —Depende mucho de los sponsors y de la idea de las futuras dirigencias. La única jugadora que conozco que se le pagó por jugar fue  Luciana (Aymar) en Quilmes, pero eso responde directamente a un sponsor que quería que Lucha jugase en el país y le servía también a la marca. Pero Luciana hay una sola, fue única en el país y única en el mundo.

 

 —¿Cómo se entiende que Las Leonas sean potencia a pesar del amateurismo?

 

 —Yo creo que el jugador argentino tiene un amor y una pasión hacia el hockey que no lo he visto en otros países. Yo he tenido la suerte de recorrer muchos lugares y no vi lo mismo afuera. Acá tenés que trabajar y ganarte la vida, pero si te ponen triple turno de entrenamiento para mejorar lo hacemos. Y creo que eso nos diferencia, la pasión.

 

 —¿Cómo ves a las Leonas en este mundial?

 

 —Argentina es uno de los favoritos. Yo creo que va a estar en la semifinal sin dudarlo. Creo que va a estar entre los cuatro mejores del mundo y después ya depende del cruce. Si te toca con Holanda es muy difícil, pero puede pasar cualquier cosa. Ojalá la podamos ver con la medalla de oro colgada como las vimos acá en Rosario en 2010.

Dejanos tu comentario...

Martes 20 de Noviembre de 2018
Erotismo del poder femenino
Hockey con futuro
Todo caso policial
Salud Pública
Charlie Egg
El año de la división
Bricco
Acquarone
Tessa
Libros en alpargatas
Citas
Scher
podo
Mujica
Sasturain
ricciardino
Sietecase
Jugar contra el prejuicio
Economía parasitaria
Por qué se lame el perro
Eros y civilización
Maten al rugbier
Expertos en recortes
Villanos y empresarios